jueves, 20 de octubre de 2011

Canción Para Gaby. (Soneto Alejandrino)

Una canción debía a la musa que enciende
mi magia con su duende, mi rumbo con su guía,
a la mujer que extiende sobre mi ocaso el día
que puebla mi osadía. Por ella mi alma tiende

a abandonar la vía del dolor, luego extiende
sus alas y desprende su vuelo al son, se alía
al cielo, vibra, entiende que el sueño es melodía.
Debía una poesía para este amor que asciende

conmigo hasta la cima del fulgor, que me enseña
el color que libera en mi prisión un manto
que entibia mi quebranto que humecta cada aurora

de mi ayer y enamora mi mañana . A la dueña
de este albor que desdeña la extinción del encanto
le dejo aquí este canto, de mi pluma cantora.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada